Viaje a san francisco Archive

Tour por napa valley


Para todos los gustos.
Aunque usted no sea un experto conocedor del vino, visitar la ciudad de Napa puede estar motivado por otras razones: una de índole arquitectónica y otra estrictamente culinaria. La primera tiene que ver con las construcciones del 1800 que la caracterizan, en las que se combinan los estilos italiano, Victoriano, español y art déco. La segunda se sostiene en la actividad gourmet. Uno de sus hitos imperdibles es el Oxbow Public Market. En un moderno galpón que se levanta a la vera del río Napa, conviven cafés, queserías y otras propuestas para degustar allí o durante el viaje; entre ellas se encuentra The Olive Press, donde los clientes pueden llenar sus propios recipientes con aceite de oliva recién prensado. Bien cerquita se encuentra el flamante hotel Westin Verasa, de la cadena Starwood. En él funciona La Toque, restaurante francés con una estrella Michelin, mérito del chef Ken Frank. No es el único reconocido por la prestigiosa guía francesa. Ubuntu se destaca por su cocina a base de vegetales y frutas provenientes de cultivos biodinámicos, es decir, basados en los ciclos lunares y en el enriquecimiento del suelo por medio de fertilizantes naturales. En esta tierra de viñedos también está presente el chef Masaharu Morimoto con su restaurante homónimo, que fusiona ingredientes locales con principios de la cocina japonesa. En otro orden de la cultura local, es de obligada visita la Napa Valley Opera House. Construida en 1880, aún se erige estoica tras haber sido testigo de seis guerras, del paso de 26 presidentes estadounidenses y de incontables inundaciones. Este delicioso merodeo por las viñas de Napa Valley y su enclave urbano dura 3 horas (el tren sale a las 11.30 de la Napa Valley Wine Train Statíon, con regreso a las 14.30) y cuesta u$s 124 por persona. Incluye almuerzo y degustación.

Etiquetas: ,

Restaurantes en san francisco california


Gastronomía
Es tan variada y extensa que no es posible detallarla: todos los países, en todos los barrios. Una cena para dos. sin bebidas, cuesta en promedio alrededor de 20 dólares por persona, sin bebida. Esto último dependerá de sus gustos; el vino califomiano es bastante bueno y accesible, pero los franceses, españoles, chilenos o italianos tienen precios abusivos. Lo mejor es la cerveza, no es cara y es buena.

Etiquetas: ,

Guia turistica de san francisco


Alojamiento
Los hoteles más baratos deben buscarse en Tenderloin, resignando el hecho de que no se trata del barrio más agradable de la ciudad. La tradición hotelera local se encuentra en las cercanías de Union Square. Los hombres de negocios se alojan en establecimientos ubicados en el Financial District, en tanto quienes buscan los lujos deben hacerlo en la zona de Nob Mili. Y, para los que están con el presupuesto en rojo, existe el sistema Bed & Breakfast (cama y desayuno) en el que se paga entre cinco y diez dólares por pernoctar.

Etiquetas: ,

Clima en san francisco california


Clima
En verano las temperaturas no sobrepasan los 21° C y en invierno no descienden de los 5, por lo que goza de una temperatura agradable durante todo el año. Como suele ser muy ventosa, es recomendable llevar un abrigo liviano.

Etiquetas: ,

Tours san francisco


Varios miles de personas encontraron en un espacio de San Francisco la libertad para vivir tranquilas. F.ureka
Val ley es el barrio más grande de población homosexual de la ciudad. La Harvey Milk Plaza lleva esc nombre por el primer concejal de San Francisco que se declaró públicamente homosexual y fue asesinado de un balazo el 28 de noviembre de 1978 junto al alcalde George Moscone. El Día del Orgullo Gay, que se celebra en junio, es una manifestación multitudinaria desde Castro Street hasta la Alcaldía donde se consumó el doble crimen. Castro es precisamente la calle comercial por excelencia de Eureka Val ley. Los comercios están pensados para un público informal que alcanza su climax el 31 de octubre con la celebración de Halloween. Detrás de hombres y mujeres se ven las casas de estilo -ironías de la historia- Victoriano, mezcladas con oirás que fueron restauradas con buen gusto vanguardista. Esas calles cuidadas se llenan de gente también en agosto, cuando los vecinos festejan el hecho de vivir allí.

Etiquetas: ,

Lugares de san francisco


La presencia sajona posee marca: Levi’s. La fábrica de Levi Strauss eslá en la calle Valencia 250 y los miércoles, previo anuncio telefónico de la visita, el viajero puede ingresar a los talleres. No lejos se encuentra el edificio más antiguo de San Francisco que se mantuvo en pie en los días aciagos del terremoto. Es Mission Dolores, en la esquina de la 16th Street con la calle Dolores. La misión fue construida en 1791 y su fundador. Junípero Serra, fue beatificado por la iglesia en septiembre de 1988.

Etiquetas: ,

Guia de san francisco


Pese a sus influencias mexicanas, la imagen de San Francisco está absolutamente emparentada con la del Golden Gatc, el puente de 4,8 kilómetros de largo por 1,6 de ancho erigido entre el Océano Pacífico y la Bahía de San Francisco. El mismo, que comenzó a construirse en 1933 y se inauguró en 1937, permite disfrutar de vistas inigualables desde lo alto. Sus torres de estilo art decó llegan a los 277 metros de altura sobre el nivel del agua, lo que equivale a las dimensiones de un edificio de 48 pisos. Lleno de historias reales y de las otras, el paisaje visto desde el Golden Gate es una de las postales más bonitas de la ciudad.
La fama de San Francisco tuvo y tiene, con el tiempo, distintas facetas. “La reina del oeste” en la era de los busca-clores de fortuna que llegaban atraídos por el oro y la plata; la época en que la prisión de Alcatraz -hoy destinada al esparcimiento de los turistas- albergaba a personajes como Machine Gun Kelly o Al Capone, y entre otras notables historias, la de un florecimiento cultural abonado por inmigrantes llegados desde diversos puntos del planeta, éntrelos que se destacaron los italianos, los irlandeses, los chilenos, los chinos y los mexicanos. Fueron estos últimos los que le dieron una impronta particular a San Francisco, aunque los chinos mantienen una enorme influencia en la fisonomía urbana.
Precisamente Chinatown es uno los barrios por los que vale la pena comenzar un recorrido.

Etiquetas: ,

China town San Francisco


El Chinatown es uno de los barrios por donde vale la pena comenzar un recorrido.
En n la mañana del 18 de abril de 1906 parecía que la naturaleza había decidido acabar definitivamente con la ciudad de San Francisco. Un terremoto de 8,25° en la escala de Richter abrió el piso, todo tembló, y los barrios más pobres al sur de Market Street cayeron como castillos do naipes, mientras 56 incendios devastaban durante cuatro días las zonas del centro, Chinatown, North Beach, Tele-graph Hill, Russian Hill, Nob Hill y buena parle del Mission District.
Más del 50 por ciento de les pobladores quedaron sin techo y muchos lloraron a los 674 muertos. Pero el tiempo de los lamentos duró poco: rápidamente comenzó la reconstrucción de la urbe que creció durante el siglo pasado al calor de la fiebre del oro.
No mucho tiempo después del desastre, los tranvías circulaban normalmente por las calles, importantes edificios quedaron como nuevos y barrios como Chinatown se levantaron de entre sus propios escombros con un ímpetu similar al que solían tener los buscadores de minerales preciosos de antaño.
Hoy en día, con el turismo como una de las fílenlos principales de recurso.
San Francisco se convirtió en una perla del Pacífico a la que nadie que pretenda conocer los Estados Unidos puede dejar de visitar. Estados Unidos, sí, aunque también México, porque la influencia latina en la ciudad se encuentra por todos lados: en las comidas y los olores, en los gritos de los vendedores en mercados multitudinarios, en los rostros y en la música, en las fiestas populares, en la arquitectura y los colores estridentes de paredes y edificios, en la tradición muralista, en el estilo de vida. Después de todo. California fue arrancada a México en 1846 por los marines norteamericanos.

Etiquetas: ,

Que ver en san francisco


Reconstruida sobre sus propias cenizas, San Francisco es un mosaico de costumbres ajenas. Tierra de inmigrantes, se convirtió con el tiempo en una isla liberal para bohemios, artistas, buscavidas y personas que por diversas causas necesitaban un espacio de libertad para vivir. No caben dudas de que lo encontraron.
Las puertas, auténticas obras de arte, compiten entre ellas por personalidad, ornamentación y colores.
Inmortalizada en el cine por películas como “El halcón maltes” o “La dama de Shangai”, la belleza de San Francisco trasciende la pantalla.
Al este de la avenida Van Ness, se conservan alrededor de 14.000 casas de estilo Victoriano que subsistieron al terremoto de 1906; algunas de ellas verdaderas joyas arquitectónicas.

Etiquetas: ,